La llegada de la primavera trae consigo los habituales y molestos síntomas de la alergia al polen, la enfermedad alérgica más frecuente que afecta a 8 millones de person" /> La llegada de la primavera trae consigo los habituales y molestos síntomas de la alergia al polen, la enfermedad alérgica más frecuente que afecta a 8 millones de person" /> La llegada de la primavera trae consigo los habituales y molestos síntomas de la alergia al polen, la enfermedad alérgica más frecuente que afecta a 8 millones de person" />
mSoluciona Moncloa

Moncloa

Fernández de los Ríos, 23

28015 MADRID

910 021 424

914473430

Consejos para combatir la alergia al polen esta primavera

Consejos para combatir la alergia al polen esta primavera

La llegada de la primavera trae consigo los habituales y molestos síntomas de la alergia al polen, la enfermedad alérgica más frecuente que afecta a 8 millones de personas en España y que provoca picor de nariz y estornudos, abundante mucosidad, enrojecimiento de ojos o lagrimeo.

Para hacer más llevaderos estos síntomas, se ha publicado un decálogo de sencillos consejos para combatir la alergia al polen. Estos son:

1. Mejor dentro de casa: en los días de mayor concentración de polen y, sobre todo, durante los días de fuerte viento, es recomendable permanecer el máximo tiempo posible dentro de casa.

2. Horarios prohibidos: los intervalos entre las 5:00 y las 10:00 horas y entre las 10:00 y las 22:00 horas son los que acumulan una mayor concentración de polen. Se aconseja intentar reducir las actividades al aire libre durante esas horas y mantener las ventanas de casa cerradas.

3. En el coche, también con protección: durante los desplazamientos en coche también es mejor viajar con las ventanillas cerradas.

4. Los filtros para el aire ayudan: los alérgicos pueden colocar filtros antipolen en los aparatos de aire acondicionado –tanto en casa como en el coche–, que hay que cambiarlos con frecuencia.

5. Las gafas de sol, imprescindibles: para los alérgicos, llevar gafas de sol cuando salgan a la calle es una medida sencilla y efectiva para evitar que el polen entre en contacto con los ojos.

6. La ropa, un imán para el polen: los granos de polen pueden quedarse adheridos a las prendas, por lo que se aconseja ducharse y cambiarse al llegar a casa. Asimismo, se debe evitar tender la ropa en el exterior.

7. No remover el polen: evitar actividades que puedan remover las partículas de polen, como cortar el césped o barrer la terraza.

8. Cuidado en el jardín: evitar cultivar plantas que polinicen por el aire.

9. No bajar la guardia durante la noche: si pasas la noche al aire libre, no dormir cerca de fuentes de pólenes alergénicos, como árboles o plantas.

10. Consultar al farmacéutico: si se toman medicamentos específicos para la alergia (antihistamínicos), es fundamental ingerir siempre los recetados por el médico, de forma regular y en la dosis recomendada por el especialista. Estos medicamentos nunca deben mezclarse con el alcohol y, por supuesto, ante cualquier duda hay que preguntar al farmacéutico.

Volver